Cuando se está al mando del hogar, una de las cosas que más importan es la rendición del dinero en cuanto a los gastos que se realizan. Es ahí cuando entra a operar la “economía doméstica” (o economía del hogar). El concepto de economía doméstica es una rama de la economía de por sí, definiéndose como la profesión o campo de estudio que se encarga de la economía, pero en este caso con el hogar, la familia y la comunidad, ya que se refiere a los gastos, inversiones, ahorros y/o comercialización que hacen los integrantes de esta, ya sea por beneficio propio o trabajo.

Así entonces, podemos definir a la economía doméstica como la unidad básica de consumo o gasto de una familia o personas individuales, con dos funciones básicas de conocimiento popular:

  • Función de consumo: Se adquieren los servicios y los bienes necesarios.
  • Función del ahorro: La simple ley de que lo que no se gasta, se ahorra.

economía doméstica

Economía doméstica. Ahorrando, todo se puede.

María José Becerra, Directora de la Escuela de Economía y Administración de la Universidad Central y Economista de profesión, argumentó que “en Chile este concepto ha estado invisibilizado porque, por lo general, esta gestión ha sido sostenida por mujeres y porque, a pesar de su relevancia, esta gestión no se paga y no es valorizada por el mercado. Por tanto, la economía doméstica queda más bien en el ámbito privado de las familias y pocas veces se transforma en una preocupación desde la sociedad en su conjunto”.

¿Cuáles son las características de la economía doméstica?

La economía doméstica/familiar tiene características bastantes fáciles de entender. Algunas de estas son:

  • Se lleva a cabo a nivel del hogar. La puede desarrollar el esposo, la esposa o algún hijo capacitado, en lo posible, mayor a 18 años.
  • Se debe tener un presupuesto mensual realista de los gastos que tiene la familia, ya que así se evita el endeudamiento.
  • Se debe tener una lista de los ingresos que tiene la familia en general para así poder organizarse.
  • Si se puede reducir gastos,por ejemplo, dejando de comprar cosas innecesarias, se debe hacer.
  • Los ahorros son esenciales a la ahora de tener una economía doméstica admirable.
  • Las deudas se deben reducir de alguna u otra forma, ojalá por completo.
  • La educación de los hijos deben ser parte del presupuesto familiar.

economía doméstica

Economía doméstica: ¿Qué es y cómo puede mejorar nuestra calidad de vida? ¿Cómo llegar a fin de mes?

¿Cómo mejoraría nuestra calidad de vida al seguir estos pasos?

La verdad es que todo lo que tiene que ver con el cuidado y manutención de la familia siempre será importante, sobre todo cuando se trata de cubrir las necesidades básicas y lidiar con las dificultades financieras que trae el mes a mes. ¡Nadie quiere tener problemas económicos! Por eso, seguir los pasos de la economía doméstica es de suma importancia, ya que da seguridad y estabilidad monetaria y, por consiguiente, felicidad y tranquilidad.

Además, ayuda a nivel personal también, pues la gente aprende a ser organizada y responsable, no solo con sus dineros, sino con su vida en general. En esa misma línea, Luis Román, Académico de la Finanzas de la Facultad de Economía y Negocios de la Universidad Central, dio un consejo para los que cumplan 18 años y quieran hacerse cargo de sus primeras finanzas: “Considerar el concepto ahorro como cultura financiera, posterior a ello, considerar que del total de sus ingresos, reserve inmediatamente un 20% para ahorro, otro 20% que lo disfrute con su familia, y el saldo que lo use para administrar sus cuentas”.

Siguiendo este plan, tu bolsillo debería llegar a fin de mes con al menos algo ahorrado. ¿Qué otras formas usas para que el dinero te rinda?

Source