PIXABAY

¿Es posible ahorrar energía en el hogar y así reducir gastos? Para conseguirlo, ¿es necesario realizar grandes reformas o inversiones?

Esta recapitulación viene firmada por Oxfam Intermon; la asociación recuerda que el consumo responsable no solo contribuye a cuidar tu entorno, también ofrece numerosos beneficios, como estos:

  • Reduce el coste de tus facturas de luz, agua y gas.
  • Al reducir el consumo, disminuye el coste de producción y las grandes empresas energéticas entran en competición.
  • Menor dependencia energética de otros países, especialmente en el caso del gas.
  • Se contamina menos el medio ambiente, lo que contribuye a mejorar nuestra salud.
  • Nos garantiza el abastecimiento, sobre todo de agua en épocas de sequía.
  • En el caso de las energías no renovables (que aún son mayoría en nuestro país), se reduce el gasto de recursos naturales.
  • Disminuye el deterioro del planeta relacionado con la explotación de sus recursos.
  • Menor emisión de gases de efecto invernadero.

Las medidas más eficaces para reducir el consumo de energía en el hogar

Conocidas las ventajas, repasamos las medidas más eficaces para reducir el consumo energético en los hogares.

  • Mejorar el aislamiento de ventanas y puertas. Puede ser mediante la instalación de ventanas con doble cristal y marcos de PVC; si esto no es posible, al menos asegurar que no entra aire por ningún resquicio (una opción es sellar con burletes la parte interna de los marcos).
  • En invierno, abrir las persianas y cortinas cuando esté dando el sol y bajarlas durante la noche. En verano, justo lo contrario, bajar las persianas durante las horas de más calor y subirlas a última hora del día hasta que amanece.
  • Mantener una temperatura saludable en la casa que, en verano será de unos 25 grados y, en invierno, de alrededor de 20 grados.
  • No usar los radiadores, ya sean eléctricos o de gas, para secar la ropa.
  • Cuando enciendas el aire acondicionado, cerrar antes las ventanas.
  • Al comprar electrodomésticos, que sean de clase A o superior. Un ejemplo: un frigorífico de clase A+++ consume un 70% menos que uno de clase media.
  • Ajustar la temperatura del frigorífico a la época del año. En verano se puede que bajar la temperatura y, en invierno, subirla. También es importante descongelar el congelador periódicamente.
  • No poner en marcha la lavadora ni la secadora o el lavavajillas hasta que no estén llenos.
  • Utilizar programas cortos en la lavadora, reducir la temperatura a 30 grados y el centrifugado a no más de 800 revoluciones.
  • Ir sustituyendo las bombillas por LED. Aunque son más caras, duran hasta 30 veces más y ahorran un 80% de luz.

Cómo mejorar la eficiencia energética, estancia por estancia

El Instituto para la Diversificación y el Ahorro de la Energía ha publicado también una infografía en la que muestra cómo mejorar la eficiencia energética de una vivienda, estancia por estancia. Puedes acceder a ella desde este enlace. Para ver los consejos solo hay que pinchar en las partes coloreadas (ventas, aire acondicionado, electrodomésticos…).

Fuente: Noelia López Redondo / EnergyNews,

Artículo de referencia: https://www.energynews.es/las-medidas-mas-eficaces-para-ahorrar-energia-en-el-hogar/,

Source